Encuentro con la Luz

Encuentro con la Luz
Cuadro de Lucerlia Saavedra
Caracas, Venezuela
Comunicador Social, Locutor, Especialista en Dinámica de Grupos egresado de la UCV (Universidad Central de Venezuela) Músico, Artista de Artes Escénicas. faroalejandrino@gmail.com

viernes, 15 de abril de 2016


MIS TRABAJOS EN LA REVISTA ENESCENA
Caracas Venezuela


ENTREVISTA
Fedora Alemán
Cantante lírica venezolana
Periodista: Ángel Freites Molina
Revista Enescena





ENTREVISTA
SALOMÉ SANDOVAL
Guitarrista y Soprano
ADRIANA BALZAN
Soprano
ISABEL SANTOS
Periodista: Ángel Freites Molina
Revista Enescena




ARTÍCULO
EMIL FRIEDMAN
Periodista: Ángel Freites Molina
Revista Enescena


PROMODISCO
Periodista: Ángel Freites Molina
Revista Enescena



PROMODISCO
Periodista: Ángel Freites Molina
Revista Enescena


martes, 22 de marzo de 2011

Cuadro de Lucerlia Saavedra


Otilio en sus canciones

Ángel Freites


Las canciones de Otilo Galíndez son espejos que lo reflejan, lo proyectan desde su canto al mundo entero. Sus temas lo retratan, lo dibujan, lo inmortalizan, a través de ellos es posible leer páginas de su vida en ritmo de valses, danzas, tonadas, canciones de cuna, merengues, aguinaldos, parrandas, joropos y danzones.  En nuestros corazones y memorias están sus notas y poesías en capítulos que abren puertas y ventanas en el imaginario del pueblo venezolano. Ahora, Flor de mayo, Mi tripón, Caramba, Candelaria, En silencio, Sin tu mirada, La Restinga, Luna decembrina, Poncho andino, Dime si es Pascua y muy simbólicamente, Pueblos tristes por lo que su partida de esta tierra ha dejado en quienes tanto lo quisimos y admiramos.

Ahora

“Ahora que el invierno se prende las hojas. Ahora que amanecen charquitos en el patio. Ahora que los caños rebosan de agua clara. Mirá el conuco verde, oí los turupiales”. Cuantas veces Otilio, aquel carricito que vio el mundo desde Yaritagua, saboreó con todos sus sentidos los matices de la naturaleza, los contrastes.  Hay que ver el protagonismo que puede tener el agua cuando aparece por vez primera después de una larga sequía. Imaginamos a Felicia y Santiago, sus padres, tomándolo de la mano, él por la izquierda y ella por la derecha, tal vez jugando con en aquellos parajes. Y luego de grande deja destellos orientadores. “Vaya, paisano, dígale que canto sólo, que ya rompí con el silencio del verano…” Y vaya que Otilio supo romper con la ausencia cantándole a lo más preciados del venezolano. Cuentan que los padres de Otilio estimularon en todo momento su sensibilidad por la naturaleza, por la música y la poesía. Tuvo estos regalos desde la cuna. Felicia emocionada dijo una vez que en Otilio el caminar y el canto surgieron en paralelo. Ese amor por la música nunca desapareció en el hogar de Otilio. Jamás olvidaremos la forma amorosa con la que se refería a su madre. Aún ancianita, contaba Otilio, seguía el compás de la música tamborileando con sus dedos.


Flor de mayo

Presente la madre naturaleza en tantos de sus versos toma el mes de mayo como ícono en forma de tonada de los tiempos de tonalidades verdes, de flores, de seres vivos que juguetean en esa escena. “Mañana que vas llegando rayito de sol que siento. Llévame por la sabana, llévame sabana adentro. Flor de mayo, flor de mayo, flor de mayo, no eres tan brava como mariposa…”


Duerme, mi tripón

Quizá ese pequeño en el que quiso sembrar esperanza y despertar, más que dormir o cantar una nana, no es otro que el mismo Otilo con ese niño que nunca perdió. No era posible tanta sensibilidad para ver lo que otros no miran, para sacar como mago frases de un sombrero con música y todo para, como decían los antiguos, decir mejor el texto.”Duerme mi tripón vamos a engañar la lechuza y engañar el coco que ya no asusta. Duerme, mi tripón. Que mañana el sol brillará en tu cuna y te contará como fue que un día perdió la luna. Y más adelante le advierte a ese tripón que la luz del alba le abrirá los ojos y le “enseñará ríos y caminos y la montaña”. Tal vez fue a ese mismo niño que aprendió a cantar antes de hablar a quien premió el jurado en el año 2001 con el máximo galardón de la música en Venezuela. Por primera vez el Estado Venezolano ofreció el Premio Nacional de Música Popular  al creador de uno de los más sencillos y profundos legados de nuestra música.


Caramba

El amor triste fue uno de los grandes temas de Otilio con “aromas de caña fresca y amargo de mandarina”. Como buen latinoamericano siente muy de cerca ese juego dulce y fuerte como el guarapo de los amores no correspondidos, las rupturas y los anhelos. Sabrá Dios a quien le habrá dicho “Caramba, mi amor, caramba, lo bello que hubiera sido si tanto como te quise así me hubieras querido. Caramba, mi amor caramba pasaré el invierno triste mirando caer la lluvia que tantas cosas me dice…” Y no escapa Candelaria la joven que iba a comprar helados a aquel expendio en donde Otilio vendía con un amigo helados y perros calientes con salsa alemana en los Jardines del Valle y que tantos fines de semana quedó a ratos desatendido porque siendo muchachos debían correr a los brazos de sus novias. El mismo Otilio le contó a la periodista Marichina García en una entrevista especial que le hizo para la televisión, que Candelaria no era igual que las otras mozas que coqueteaban para les sirvieran un helado con una ración más resuelta.

Algo habrá visto Otilio en esos ojos y por eso le dedicó una canción con tonos sonrojados.  “No me mires, Candelaria, que la cara se me pone cual purpúrea granadina toda llena de rubor” “…porque abrazan de amor, Candelaria, y tornan mi cara color de rubí”.
En un tema que más que valse parece bolero, aparece de nuevo la posibilidad de perder lo que tanto se ama y surge ese elemento tan importante en la música y en su vida: el silencio. Es así como lleno de filosofía expresa: “Nada más te pido si el adiós llegara. Nada más te pido cuando ya no sientas la emoción de un beso no decir palabras y si viertes llanto lo hagas en silencio y en silencio partas imitando al río que bañó tu cuerpo y jamás retorna a bañar tu piel y como el aroma de la flor primera que nos trajo el viento y hacia el viento fue”. Y en ese mismo son de despecho escribe a alguna otra damisela: “Quedar sin tu mirada vespertina será morir un poco cada día…” “porque tan breve fuiste mariposa que apenas un poquito de tu vuelo le dio de su amarillo a mi paisaje.


Dime si es Pascua

Jamás dejaremos de agradecerle a Otilio Galíndez tantos hermosos regalos. Nunca podremos olvidar los pentagramas dedicados a la tradición navideña. Quizá este gusto por la navidad que venía sembrado desde la casa, tomó forma e impulso en una causalidad feliz: el tránsito de Otilo por la Universidad Central de Venezuela a partir de los años cincuenta y su compartir con maestros como Antonio Estévez, Modesta Bor, Antonio Lauro e Inocente Carreño. Curioso pensar que su primera composición fue un aguinaldo parrandero La Restinga. En navidad con el nacimiento del niño jesús nace también un compositor que tanto daría que hablar en el futuro, cuyas canciones llegaron a ser interpretadas por cantantes como Mercedes Sosa, Pablo Milanes, Silvio Rodríguez y por nuestros intérpretes Lilia Vera, Morella Muñoz, Jesús Sevillano, Cecilia Todd, Esperanza Márquez, El Cuarteto y el Orfeón Universitario. Desde entonces no ha habido navidad sin “Luna Decembrina”, “Poncho Andino”. Otilio nos deja versos que recuerdan que no debemos olvidar la navidad en su justa dimensión más allá de toda cursilería, consumismo o frivolidad. “Pascua donde no se nombra el Mesías, dime si es pascua, José y si no le cantan al niño Jesús, dime si es Pascua, preciosa María. Allá va la mula, allá va la mula. Allá va la mula llorando el olvido. Allá va la estrella llorando también”.

Pueblos Tristes

Es precisamente esa canción la que ilustra el sentimiento de este pueblo de creadores ante su partida de quien es el cantor de nuestros pueblos tristes y olvidados. Nos preguntamos “que dicen campanas de la capilla en sus notas que tristes parecen quejas”. “Y esa luna que amanece alumbrando pueblos tristes, qué de historias que de penas, qué de lágrimas me dice”.




domingo, 20 de marzo de 2011

Willkommen, Cabaret

                                                             
Ángel Freites

 
La palabra inspiración define perfectamente lo que fue mi experiencia como espectador del musical CABARET presentado este noviembre por Magno Producciones en asociación con la Compañía Lily Álvarez Sierra bajo la experta, acertada y magistral dirección de César Sierra. CABARET:  Libreto de Joe Masterhoff, música de John Kander, letras de Fred Ebb basada en la obra de John Van Drutten y relatos de Christopher Isherwood

Orquestar un proyecto de esta naturaleza es una travesía, una hazaña con sanchos y quijotes, una labor titánica llena de cíclopes, sirenas y seres mitológicos de todo tipo.  Montar un musical implica, además de aplicar un conjunto de metodologías, tácticas y técnicas, contar con una semilla brillante en el corazón y un fuego en el alma. Astrológicamente se diría que quien sale a flote en una empresa así dentro de un contexto como el nuestro, ha superado un estadio, ha abierto una puerta kármica hacia la evolución.

Si  se tiene como reto y riesgo llevar a una sala importante del país como la Ríos Reyna del Teatro Teresa Carreño, un musical que siempre obtiene medalla de oro en el curso y concurso de los grandes escenarios del mundo, la hazaña adquiere mayor importancia. Bien conocemos que este equipo de personas ha trabajado durante 6 meses en el montaje de este "Cabaret" dando matices de alegre membresía, profesionalismo, sacrificio y sueños aplicados. Allí está su trabajo. En muy pocas oportunidades esa palabra ha sido tan bien cristalizada en la realidad escénica.

Sobre el montaje

Este Cabaret que nos fue servido cual manjar exquisito, logró integrar los mágicos ingredientes de la escena: música, actuación, baile, canto, escenografía, iluminación, vestuario, producción. Un lugar para cada cosa y cada cosa en su sitio. Sentado en la butaca de la primera fila del Balcón Central venían a mi mente frases como felicidad, sincronía, buen gusto, eclecticismo, música acertadísima, diversión, matices, feeling, gracia, ritmo, profundidad, sugerencia, plasticidad, estudio, armonía, criterios ponderados, consenso, espanto, ternura y sensaciones infinitas. Un verdadero campo de estrellas, cada una brillando en su santo lugar. Dicen que el director (César Sierra) logró reunir al elenco de sus sueños, asumió el timón de esta barca de oro llamada proyecto CABARET, versionó el  musical al español y aplaude el trabajo del personal del Teatro Teresa Carreño y el apoyo de la gente que le dio angélica, su mano.


Sobre las actuaciones

  • Un maestro de ceremonias (Luis Fernández) entregado a la escena que se lanzó como en clavado a los desafíos que un papel de esta naturaleza conlleva. Cuerpo plástico, trabajo vocal hablado y cantado excelente considerando que no ha hecho carrera como cantante. Vimos a un maestro de ceremonias musical,  auténtico,  multipolar,  sorpresivo con sus ocurrencias, locamente cuerdo. Podría decirse que la carrera artistica de Fernández se divide en antes y después del Cabaret.
  • Una Sally verdaderamente exquisita interpretada por Naty Martínez, una artista integral , poderosa y brillante que parece flotar en el escenario por su extraordinaria soltura. Se evidencia su gran preparación para el género en cuanto a canto, baile y actuación se refiere. Bellísima, es extraño decirlo más la percibí  como un hada dentro de un Cabaret.
  • Un Adrián Delgado como el escritor Cliff que incursiona en el musical y en quien veo posibilidades para el canto ya que su agradable timbre de voz hablada y cantada constituye para él una fortaleza.
  • Un Karl Hoffmann que se proyecta como actor con gran peso y presencia en su Ernst Ludwing.
  • Una FrÄulen Kost divertida y colorida la de la cantautora Mena que tuvo su momento especial acompañada de un acordeón que toca divinamente.
  • Fräulen Shneider interpretada por la adorable persona y admirada actriz Francis Rueda que le da el toque de dulce sobriedad al montaje. Un ejemplo de cómo se canta dándole peso e importancia a las palabras, al mensaje, al sentido de las cosas.
  • Un Cayito Aponte más allá de Cayito. Consagrado y solemne, humilde y encantador en escenas de lujo en medio de sus amoríos con Francis (Fräulen Shneider) Mostró sus dotes como bailarín.
  • Bobby en un Antony Lo Russo que cada vez crece más como profesional de la escena. Muy conviencente en su rol de chico de cabaret.
  • Chicos y chicas del Kit Kat Klub: Picantes, sugerentes, osados, con excelente imagen y condiciones físicas, destacados en cada cuadro y coreografía (Andrés Acuña, Armando Acuña, María Ester Alonso, Mariana Alviárez, Yelitza González, Anthony Lo Russo, Melissa Marín, José Vicente Pinto, Catherine Pinto y Sabrina Salvador)

Sobre la orquesta

Observé que el montaje se da lugar protagónico a la Banda del Kit Kat Klub, desde la disposición en el escenario, hasta la iluminación y movimientos escénicos del elenco que reverenciaban  la presencia de instrumentistas y vocalistas de ese calibre. Debo decir que lo puramente musical fue una delicia.  Adecuada y ponderada dirección musical en perfecta sincronía con todo lo que pasó sobre las tablas durante 3 horas de espectáculo.

Sobre las coreografías y entrenamiento de voces

Vittorio Marson logra en este CABARET creaciones acertadas, sugerentes, audaces, divertidas, complejas.
Impecable el trabajo de Domingo Balducci como coach de voces de acuerdo a las posibilidades de cada miembro del elenco.

Sobre el mensaje

A través de un trabajo armónico de equipo se plasman esas vitaminas que deja el contenido de este CABARET: "Vivir y dejar vivir", tolerancia a la disonancia entre pareceres, maneras de ver el mundo y de existir, "Los mejores frutos están en la parte alta del árbol del manzano", "Aquí la vida es divina" (más que en el sentido de "sabroso" diría que hasta paradójicamente o polarmente espiritual)


Todo proyecto tiene partidarios y opositores, este mundo es para todos."Al César lo que es del César, a Dios lo que es de Dios". Creo firmemente en la trascendencia de este Cabaret. A todos aquellos que lo realizaron les digo: Gracias infinitas por esta felicidad que me han hecho vivir. "La vida es un Cabaret..."
Willkommen, Cabaret.

Un festival para Porfi
Ángel Freites Molina


En un ejercicio de fantasía imaginé la llegada al cielo de Porfi Jiménez ese 18 de junio de 2010. Visualicé a San Pedro, el santo de las llaves, no el de Macoris, seguramente como vocero y anfitrión, que con su voz grave y firme le anunciaba que estaban felices porque había llegado el ritmo y el sentimiento a las nubes y que por ello decidieron organizar un festival con su nombre considerando los siguientes aspectos:


Alma merenguera

 
Cómo no iba a tener ese talento y ritmo si  Porfirio Antonio Jiménez Núñez nació en terruño hatomayorense en cuna merenguera, mecido en compás de 4/4 o 2/4, entre estrofas y estribillos, tal vez escuchando el tema que muchos reconocen como soberano himno de los merengues, cuya letra revela la esencia y el motivo de existir de este sabroso ritmo caribeño: “Compadre Pedro Juan, baile el merengue. Compadre Pedro Juan que está sabroso. Aquella niña de los ojos negros que tiene el cuerpo flexible baila en la empalizá. Compadre Pedro Juan, no pierda el tiempo. Compadre Pedro Juan saque su dama. Se acabará el merengue y si no anda con cuidao se quedará como perico atrapao. Baile, compadre Juan…” Parece ser que en Hato Mayor del Rey de República Dominicana, en plena ceremonia de su bautizo, bajo la mirada de la patrona de esta provincia, Nuestra Señora de Las Mercedes, el señor cura no dijo Porfirio Antonio sino Merengue o Merequetengue.
Era de esperarse que tras años de larga y ardua travesía musical, Porfi llegara a ser parte importante de la movida merenguera de los años 80 en su segunda tierra desde 1954, Venezuela, donde vio el esplendor de su música junto a los sonados Wilfrido Vargas, Las Chicas del Can, Miriam Cruz, Natusha, Diveana y Liz.
Porfi cumple una faceta como conferencista. En abril de 2005 representa a Venezuela en el Primer Congreso Internacional “Música, Identidad y Cultura en el Caribe” realizado en Santiago de los Caballeros, República Dominicana. Con formación, experiencia en orquestas y pistas de baile, habló con excelente base en una mesa de trabajo en donde un equipo multidisciplinario demostró la importancia del Merengue en la Identidad Cultural Dominicana y del Caribe.

 
Una trompeta voluntaria


Fue su madre quien a los ocho años le entregó una trompeta, en un acto intuitivo y voluntario, al niño que durante su vida sería como todos los acuarianos, amigable, generoso, alegre; y de acuerdo al significado de su nombre, Porfirio, de origen griego: de color púrpura, emotivo, amable y condescendiente. Para quienes se preguntan si fue un músico con estudios, la respuesta es sí. ¿Tuvo algún guía, mentor o padre adoptivo?  Sí, el profesor Pedro Albuerme. Gracias a él se graduó de músico y ejerció como docente en la Academia Municipal de Música de Hato Mayor y hasta llegó a los espacios formativos de Berklee School of Music de Massachussets, Boston. Sonó la trompeta en su Dominicana natal y en Venezuela junto a revelantes orquestas de la época y hasta junto a nuestro querido Maestro Billo Frómeta. Porfi llegó a ser conocido ampliamente en los círculos del jazz y de las orquestas tipo Big Band.

 
El nombre secreto de la jovialidad


Según Luis Britto García, en el Caribe todo se sincretiza y Caribe es el nombre secreto de la felicidad. Porfi fue el nombre secreto de la jovialidad como promotor del baile y del sano bochinche, un hombre tan ganador de aplausos, Discos de Oro y de Platino, como sencillo y jovial que caminaba por las calles del Centro de Caracas saludando cordialmente a quien lo abordaba.
Cuenta Manuel García Hidalgo en un fragmento de sus memorias dedicadas a Porfi Jiménez, titulado Recordando al Maestro con cariño, que en los años 70 tuvo una oficina en el Edificio Radio donde Porfi Jiménez y Renato Capriles también montaron sus despachos. Estaba ubicado de Bárcenas a Río, justo en la vieja entrada de Radio Caracas Televisión.  García Hidalgo se encontraba con estos señores del ritmo en el Restaurante Rico para compartir saludos afectuosos, buen humor, almuerzos, cafés y aperitivos. “Con el correr de los años, nos encontrarnos en varias fiestas y celebraciones, entre set y set, yo me acercaba a su mesa o el se acercaba a la mía, siempre con una palabra amable y alegre. Un día en medio de una fiesta, me saludo desde la tarima, le pregunte: ¿Maestro, que es ese Baile del Perrito? Pegó, un ladrido y me dijo: “Se baila así”. Al instante comenzó a saltar y lo siguieron en el salto unas 500 parejas. Sabíamos que estábamos en presencia de uno de los grandes éxitos de su paisano dominicano Wilfrido Vargas: El Baile del Perrito. Pero seguidamente, interpretó un potpurrí de su larga cosecha musical y nos dieron las seis de la mañana bailando, cantando y comiendo arepas. ¡Que tiempos aquellos!”

No es difícil inferir cual era su secreto para la jovialidad, para que a sus más de ochenta pareciera de menos edad. Sus vecinos de la California Sur recuerdan que manejaba cual adolescente su vehiculo a alta velocidad sin dejar de ser excelente esposo y padre. Su secreto era un cóctel que llevaba generosidad, amabilidad, vida sencilla, mucha música, cubos de alegría y actos nobles.

 
Celebración frente a las cámaras


Puedo reseñarles que una mañana encendí el televisor y vi a Porfi en la revista Portadas transmitido por la señal de Venevisión. Estaba  sonriente junto a los animadores Leonardo Villalobos, Chiquinquirá Delgado y Mariangel Ruiz, celebrando sus 80 años de edad, 70 de vida artística y 45 con su propia orquesta de baile. Haciendo vibrar al estudio, contándonos con sencillez como se “Hunde el barco, mi querido Capitán”;  diciéndole a Dolores que no lloré más pues cada día la quiere más, y como con comodidad se iban al pasto “y la Hierba se movía, se movía, se movía”. Continuó el ritmo del Chivo Florete con su juguete y con la voz de Isabel, una vocalista sensual que hizo los solos de “Llévame contigo, porque yo quiero ser aunque sea tu amigo”. La historia de este tema lo escribió el Maestro Porfi inspirado en una cantante de su orquesta que tenía su amor muy lejos.


El Culucucú


El baile y el disfrute eran sin duda expresiones de la filosofía de vida de Porfi y el Culucucú es una palabra mágica con capacidad fundadora y suficiente poder para exorcizar todo fantasma o dejo de tristeza y conectarse con la rumba y la fiesta, Culucucú es una de esos vocablos que no tienen traducción literal  precisa pero a su vez transmiten mucho, en este caso alegría.

 
Una carátula para el recuerdo


Un testimonio de su legado y un dibujo de su concepto artístico lo vemos en la carátula de un LP que se titula Romance y Ritmo. Si recorremos con la vista su contenido podemos observar a la izquierda el título Porfi Jiménez y su orquesta, en el ángulo superior derecho el sello de la disquera Velvet y las ilustres fotografías y nombres del bolerista de América, Felipe Pirela y del artista cubano, compositor, músico, actor y bailarín, Kiko Mendive. Romance y ritmo: precisamente esas palabras serían la base de todo el trabajo de Porfirio Antonio Jiménez Núñez en su labor como músico, arreglista de música bailable y de boleros que serían interpretados por Blanca Rosa Gil y Felipe Pirela, sin olvidar sus roles como director de orquesta y productor musical.

Postdata

Lo que se recuerda es lo que jamás muere. Esa fantasía de realizar un Festival del Merengue en honor a Porfi bien puede convertirse en una realidad por todas las consideraciones expuestas. Esperemos que alguna vez se realice en Venezuela y en República Dominicana. El cielo y la tierra lo agradecerán porque la gloria también tiene ritmo.



Rafa Galindo
Cuadros en una exposición
Ángel Freites Molina

Cada creador a través de su legado exhibe por siempre el porqué y para qué pasó por este mundo. Como auténtico artista persigue ejercer una función, busca ser parte de esa gente que le pone color a la vida. Muy en el fondo su finalidad es tocar la sensibilidad de otros en un de esas vestiduras que dejan honda huella en el alma.

Imaginemos que estamos en una exposición de cuadros que ilustran escenas importantes de un hombre grande de Venezuela. Veamos cómo uno de nuestros más queridos cantantes populares fallecido recientemente, encontró el sentido de su propia vida, marcando el ritmo de su paso por esta existencia con frases, temas y melodías que despiertan sentidos y sentires.


Cuadro Uno
Rafa y el ruiseñor

Observamos una obra de gran formato, en ella la imagen del cantante Rafa Galindo con un ave en su mano derecha. Se trata de un ruiseñor. Una dama de gran cabellera plateada dice: “siempre lo compararon con un ruiseñor”. Un señor bajito que está al lado comenta: “con esa voz que tenía como no. “Ruiseñor, ruiseñor de mi amor, anda y dile que la quiero que por ella yo me muero que es mi única ilusión… Porque para el bolero y para lo romántico hay que tener la voz”. Usted se preguntará que tiene que ver el sonido de la voz de Galindo con un ruiseñor.  Pensando en las características vocales de Rafa y de un ruiseñor, es muy posible encontrar el vínculo. Esos pájaros cantan a toda hora, en el día y por la noche, lo hacen con gran potencia y volumen, su sonido incluye gran cantidad de notas y matices. Notas rápidas, graves, agudas. Un ruiseñor es, por excelencia, un virtuoso del canto a través de su brillante “choqui-choqui-choqui” y su “piu” como de flauta. Los conocedores del mundo de las aves detallan que el ruiseñor forma su nido en el mes de mayo y es este el mes en que Rafa Galindo deja de existir, emprendiendo su vuelo el 25 de mayo de 2010 por causa de un paro en la plena fuente de la energía de su voz, el aparato respiratorio.

Bien es sabido por todos que Rafa Galindo nació en La Victoria, estado Aragua, el 24 de octubre de 1921 y que jamás perdió su potente y maravillosa voz frente a orquestas y agrupaciones como el Trío Antillano, la Tropican Nights, Orquesta Venezuelan Boys del Club Venezuela, Orquesta San Sousi, Los Melódicos, y la cuna y casa de su aplaudida popularidad, la Billos Caracas Boy’s. En sus últimos años de vida brilla con la Orquesta Nuevo Mundo Jazz Band y la Orquesta Sinfónica Municipal bajo la dirección del Maestro Rodolfo Saglimbeni. Fueron muchos los artistas de la música que compartieron con Rafa Galindo pero sus más fieles aliados fueron Víctor Pérez, Manolo Monterrey y Billo Frómeta.
Es menos conocido que fue su abuelo el descubridor de este ruiseñor, lo animó a cantar en fiestas privadas siendo muy joven, señalándole el camino de la música, sendero que jamás abandonó. El musicólogo venezolano Roberto Pérez nos cuenta que Rafael Ernesto Galindo Oramas a muy avanzada edad continuaba “peregrinando por los escenarios, cantando, contando historias, con su buen humor, su afinada voz y lúcida memoria, alegrándonos la vida y enamorando los corazones”.

Cuadro 2: Rafa en el taxi
En esta obra vemos a Rafa Galindo paseando por calles antiguas, dentro de un taxi a través del cual mira una Caracas que no volverá. Frente al cuadro y observándolo como si quisiera meterse dentro de esa escena, está un hombre de estampa seria, de bigote, alto, con lentes. Escucho que alguien dice que se trata de Federico Pacanins, un verdadero personaje de muchas facetas, todas excelentes. Abogado, locutor, autor de libros, cronista urbano y crítico musical, amante del jazz y de los boleros, productor de espectáculos músico-teatrales, radio y cine. Es precisamente este el profesional indicado para enmarcar y exhibir la trayectoria de nuestro Rafa Galindo.
Federico Pacanins incluye en sus producciones a Rafa, por ejemplo en las revistas musicales La Canción de Caracas y por su puesto en el montaje de Billos, una revista musical. Pacanins abrió los canales para que Rafa tuviese su santo lugar con el respaldo acompañante y también protagónico de la Orquesta Sinfónica Municipal y en otra oportunidad de la Orquesta Gran Mariscal de Ayacucho. Fue un momento realmente estelar escuchar a Rafa con un tema del Maestro José Reyna, con el embrujo de su “Noche de mar estrellada y azul, un murmullo, un cantar de las olas que van, el titilar de una estrella al pasar va dejando un adiós y no puedo olvidar”. Inolvidable.

Cuadro 3: Rafa y Billos

Pacanins camina hacia otro cuadro. Mira como el artista plástico ha recreado el vínculo entre Billo Frómeta y Rafa Galindo. Simplemente ha destacado unas manos que se estrechan, conocemos que se trata de estos grandes artistas al leer la inscripción, el cuadro se llama Rafa y Billos. Seguramente Federico Pacanins esté recordando cuando asesoró y produjo un documental para cine de Rafael Marziano digno de verse en compañía de nuestros padres y abuelos. Marziano recrea las notas de la historia de Billo Frómeta en su “Swing con son” que finaliza con la voz de María Rivas “Swing con son que sabroson, swing con son que rico son, no es foxtrot ni es danzón, solamente swing con son…” Nuestro Rafa es una pincelada clave en la creación de este documental, en el cual el lente capta como pasea por la Parroquia La Pastora y canta lleno de añoranzas Caracas vieja del enamorado de Caracas, Billo Frómeta. En el documental figuran otros artistas  que pertenecen al alma urbana de la música de otras épocas y de hoy que ayudan a montar la crónica: Arturo Guaramato, Estelita del Llano, Alberto Naranjo, Los Hijos de la Calle, Joe Urdaneta y Héctor Monteverde. Caridad Canelón es quien entra en un estudio de radio y acompaña con su sonrisa, voz dulce y hasta con su baile esta movida y memoria.

Objetos
Un micrófono
Como curioso símbolo todos los asistentes se detienen a ver un micrófono de esos antiguos rectangulares y con pedestal que se encuentra en el centro de la sala de exposición. El guía que realiza la visita guiada nos recuerda que Rafa Galindo también destacó por su voz hablada en el mundo de la radio, medio de aún más importancia y proyección en aquellos años de oro de las ondas hertzianas. El locutor Perreti Hidalgo lo inmortaliza como “El Trovador de la Radio”. Rafa realizó programas y comerciales en Radio Continente, Radio Caracas Radio, Estudios Universo, Radio Mía, Radiodifusora Venezuela en muchas oportunidades con orquestas en vivo como las de Luis Alfonzo Larrain, Aldemaro Romero y Eduardo Serrano.

Formatos de audio
En un rincón amplio el visitante puede ver gran variedad de discos de acetato en varios formatos, discos compactos, riles de audio, casettes. Me sorprende que la gente de todas las edades comience a hacer un inventario a plena voz de las canciones que interpretó Rafa Galindo. Amar y sufrir (Freddy Coronado), Maringá (Joubert de Carvalho), La cita (Freddy Coronado), Ven (Manuel Sánchez Acosta), Se me olvidó tu nombre (Raúl René Rosado), Aunque me cueste la vida (Luis Kalaff), Enamórame (Guillermo Castillo Bustamante), Noche de mar (José Reina), Si no estuvieras tú (José Luis Perales), Contigo en la distancia (C. Portillo de la Luz), Mattinata (Leoncavallo), Quién fue que mató a Consuelo, Pregonera (Alfredo D’Angelis), María la O (Ernesto Lecuona), Dos cruces (Carmelo Larrea), Recuerdos (R. Sampaio y B. Santos), Canto a Caracas y Caracas vieja de Billos Frómeta.

Cuadro 4: Rafa en Maturín

Esta creación plástica muestra letras de temas famosos que fueron interpretados por Rafa Galindo en una suerte de colage, entre partituras y siluetas que simulan instrumentos. Entre tanto texto resaltan por su color contrastante y tamaño las palabras Bolero, Rafa Galindo, y curiosamente Monagas. Desde lejos reconozco a una mujer de cabello rizado y lentes que mira con detenimiento este coctel de palabras. Es Nebeska Vásquez quien participó como asistente de producción en el homenaje que en julio del año 2007 le realizó el Ministerio del Poder Popular para la Cultura a través del Instituto de las Artes Escénicas y Musicales, IAEM a Rafa Galindo, en Maturín, estado Monagas. El nombre del evento fue Festival Internacional del Bolero en el marco del Día Nacional del Bolero espacio que en años anteriores homenajeara a gloriosos cantantes venezolanos: Alfredo Sadel y Estelita del Llano.

Aquí les reseño lo que Nebeska Vásquez me contó: “Era un miércoles en la mañana, allá en Maturin, el maestro ya había llegado a la posada, él estaba un poco quebrantado de salud. En la tarde estábamos afinando los últimos detalles en la cancha techada donde se iba a realizar el concierto, con la orquesta y los cantantes,  para tener todo listo en la noche. Estaban Jacqueline Capó de Puerto Rico (hija del conocido Boby Capó), Maricarmen Pérez (México), Carmen Prieto (Chile), Marcelo Santos (Argentina), Magdalena León (Argentina),Corina Peña (Venezuela), Gerardo Valentín (Venezuela) y la Maestra Adela Altuve directora de la Orquesta Nuevo Mundo Jazz Band”.

Nebeska agrega que la orquesta estaba tocando el tema "Ven" cuando en ese momento entro el maestro Rafa Galindo con un paso muy lento, y aire sencillo, muy contento y tarareando la canción.  Fue entonces cuando pidió un micrófono y comenzó a cantar. Fue como una magia, todo quedo en silencio al escuchar la grandiosa voz de Rafa cantando "Ven", todos nos quedamos impresionados ya que desde la parte de abajo de la tarima escuchamos como retumbaba la cancha techada, a mi se me erizó todo el cuerpo ya que el micrófono lo tenía a cierta distancia. Se nos hizo un nudo en la garganta y se nos mojaron los ojos por la emoción. Hasta los técnicos de sonido se impresionaron, fue un momento maravilloso”.

Parte de su crónica retrata que “en la noche se deslumbró el evento con su presencia. Cuando subió al escenario el público se puso de pie. Cantó 5 canciones. Una la interpretó con Corina Peña quien no aguanto el llanto y la emoción. Fue un momento emblemático en el que todos querían tomarse fotos y pedirle autógrafos a Rafa. El Maestro Rafa siempre va a estar en nuestro recuerdo. Dios lo Bendiga Maestro”.






lunes, 7 de marzo de 2011

Mis últimos trabajos para la revista Estampas de El Universal

Salud
Suplementos. Toda la verdad


En la práctica deportiva, en gimnasios y centros de estética es frecuente el uso de suplementos nutricionales en forma de píldoras, cápsulas, comprimidos y bebidas. Aquí verdades, mitos, advertencias y pautas para su uso consciente y responsable.

por ÁNGEL FREITES MOLINA

DOMINGO 15 DE ABRIL DE 2012
Haz clip para leer el trabajo completo
http://www.estampas.com/cuerpo-y-mente/120415/suplementos-todo-la-verdad


 
Salud
Labios azules y corazones agrandados

La hipertensión arterial pulmonar es una enfermedad poco común, progresiva y fatal, caracterizada por una importante dificultad para respirar.

por ÁNGEL FREITES MOLINA
imagen: FOTO: WWW.SHUTTERSTOCK.COM
DOMINGO 4 DE MARZO DE 2012
Haz clip para leer el trabajo completo
http://estampas.com/cuerpo-y-mente/120304/labios-azules-y-corazones-agrandados




Salud
Gimnasia para recuperar el control


La incontinencia urinaria, una afección que se observa en hombres y mujeres, tiene varias causas. En el caso de ellas, una guía de ejercicios físicos, que puede realizarse en casa, podría ser de gran ayuda. Entérese


por ÁNGEL FREITES MOLINA
DOMINGO 17 DE JULIO DE 2011
Haz clip para leer el trabajo completo
http://www.estampas.com/2011/07/17/gimnasia-para-recuperar-el-control.shtml





Salud

Ojo con el glaucoma


Se trata de un mal que disminuye la calidad y cantidad de visión -la primera causa de invidencia irreversible a nivel mundial. Muchas personas lo padecen y no lo saben. Aquí encontrará datos actualizados y una visión preventiva

Por Ángel Freites Molina
Domingo 10 de julio de 2011
Haz clip para leer el trabajo completo
http://www.estampas.com/2011/07/10/ojo-con-el-glaucoma.shtml





Eco Decoración                                                      Estilos

Ambientar los espacios en armonía con la naturaleza es una clara tendencia en auge. A continuación, tips para inspirarse, jugar, reinventar, reciclar, crear y concebir una suerte de escena natural


21 de mayo de 2011 .
Haz clic para leer el trabajo completo
http://www.estampas.com/2011/05/21/eco-decoracion.shtml



Lo que ellos Prefieren                                   Salud-Belleza

Es evidente que los hombres de hoy cada día se preocupan más por su apariencia y actúan en consecuencia. Acá, algunos especialistas del patio ofrecen información sobre los tratamientos a los que los venezolanos más recurren -y por qué- cuando se trata de embellecerse


Imagen cortesía de  WWW.SHUTTERSTOCK.COM/ Estampas
27 de marzo de 2011 . Haz clic para leer el trabajo completo
http://www.estampas.com/2011/03/27/lo-que-ellos-prefieren.shtml


Mezcla con elíxires antiguos        Estilos

El decorar nuestros espacios personales con un estilo ecléctico bien puede compararse con la realización de un buen coctel




Imagen cortesía de WWW.SHUTTERSTOCK.COM/ Estampas. 19 de ferbrero de 2010
Haz clic para leer trabajo completo
http://www.estampas.com/2011/02/19/tem_arti_mezcla-con-elixires_19A5150297.shtml




Decorar según los astros              Estilos

Con la ayuda de expertos en astrología y decoración, diseñe verdaderos espacios personales, con la energía del Sol, la Luna y los planetas presentes en su carta natal



Imagen cortesía de Estampas. 20 de noviembre de 2010.
Haz clic para leer trabajo completo

http://www.estampas.com/2010/11/20/tem_arti_decorar-segun-los-as_2091969.shtml



Cuida tu voz                                              Cuerpo y mente

La (buena) voz no es patrimonio exclusivo de cantantes, actores o locutores. A continuación datos significativos que le permitirán conocer, desarrollar, cuidar, rehabilitar y embellecer la suya.


Imagen cortesía de WWW.SHUTTERSTOCK.COM/ Estampas
28 de noviembre de 2010.
Haz clic para leer el trabajo completo
http://www.estampas.com/2010/11/28/cym_arti_cuida-tu-voz_28A4765211.shtml



Una luz que sana la próstata                      Cuerpo y mente

La hiperplasia prostática benigna es una enfermedad frecuente que afecta a un alto porcentaje de varones a partir de los 50 años. Entérese de todos los detalles sobre una alternativa quirúrgica segura que emplea la energía del Láser Verde y produce grandes mejoras en la calidad de vida de los pacientes



 
24 de octubre de 2010
Haz clic para leer el trabajo completo


Otros temas


Bolívar el reino de las aguas

Crónica de un sueño interrumpido

Alternativa oriental (Ante el Cáncer)

Los 10 más buscados (Mascotas)

Una boda y un concierto

Piernas que no duermen